IDENTIDAD DE GÉNERO

¿Las personas con identidad de género distintas son bien vistas por las Sociedad?

La identidad de género en los últimos años se ha vuelto muy controversial, las nuevas generaciones en algunos casos dudan de ser hombres o mujeres, muchas veces esto es provocado por las emociones que sienten, por ejemplo el no sentirse a gusto con sus cuerpos, mirarse los genitales con extrañeza, sentirse que son o serán del sexo opuesto; Tanto jóvenes como adultos pueden presentar conductas alternativas a su sexo de origen, dando las identidades de género como lo son travesti, transexual y transgénero.

Cada uno de los seres humanos tiene el derecho a ser tratado como igual, independientemente del sexo o religión. En algunos casos, el desprecio que puede llegar a tener la gente, se ve en los prejuicios sociales que hacen que se ejerza discriminación.

Normalmente soy muy imparcial con la actitud que toman las personas ante este tipo de situaciones, sin embargo tomando un punto de vista religioso, la identidad de género está prohibida ante los ojos de Dios, porque él creo hombre y mujer, para que ambos se complementen,  “Así creó Dios al hombre a su imagen; a la imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó“(Génesis 1:27).

Por otro lado Dios no es “el autor de la confusión, sino de paz” (1 Corintios 14:33) ya que muchas personas atribuyen su confusión de género a Dios porque no los hizo perfectos al nacer o porque se “equivocó” dándoles la identidad de hombre o mujer. No debe existir duda referente a lo que somos, pues está claro que desde antes que naciéramos al mundo ya fuimos engendrados y concebidos con el sexo con el cual nacimos.

En conclusión a pesar de que la libertad de género en el siglo XXI sea para el mundo algo relativamente “normal”, ante los ojos de Dios no está bien. Por esta razón hoy más que nunca, todas las personas debemos brindar apoyo a aquella persona confundida, discriminada y hasta maltratada, eso nos ensenó Jesús cuando estuvo en la Tierra. Tratemos de ayudarlos invitándolos a que entreguen sus dudas al Señor ya que él dice “Clama a mí y te responderé” (Jeremías 33:3) porque él es el único que las puede aclarar y que puede hacer de nuestras vidas luz para los demás.

Samuel D. Jordan
Tercero BI

Anuncios
de stellamarisdigital Publicado en Noticias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.